Histórico

En el espacio hay un homenaje a Freddie Mercury y Queen pero no muchos lo saben

La idea habría surgido de una exitosa canción.
jueves, 24 de junio de 2021 · 14:15

Freddie Mercury falleció a dos meses de cumplir 45 años, entre los cuidados médicos que requería la grave enfermedad de sida que padecía. Se sabe que el cantante amaba festejar sus cumpleaños con sus compañeros de Queen y amigos del ambiente rockero. También fue muy generoso al dejarle regalos de Fortnum & Mason para cada Navidad, pero hace unos años que la Unión Astronómica Internacional decidió homenajearlo con un obsequio increíble. 

Esta institución decidió apodar a un asteroide con el nombre del nacido en Zanzíbar. El motivo se remonta hacia 1979, año en que se publicó el hit “Don’t stop me now” que entre un piano y rock frenético, conserva la mejor versión del vocalista pidiendo “viajar” a la velocidad de la luz. Esta fantástica canción adquiere así un significado que quedará marcado durante toda la historia, siendo que originalmente sus compañeros no la aclamaron. Brian May confiesa que se preocuparon por alusiones a “cosas peligrosas” que podían poner en riesgo al vocalista.

Esto reconoce la influencia excepcional de Freddie en el mundo.

Ningún artista de rock está presente en el espacio como Freddie Mercury. A pesar de las referencias de David Bowie a los viajes intergalácticos a Marte u otros sitios, el cantante de Queen se ganó el respeto de los astrónomos. El asteroide llamado antiguamente “17473” tiene el nombre del autor de “Bohemian Rhapsody” desde 2016, un claro legado que extiende la influencia del rock hacia la ciencia. En este contexto, el guitarrista de la banda ha sido fundamental por su influencia en este ámbito: estudió astrofísica, y su obsesión con los misterios en el universo la selló en la canción “New Horizons”.

Brian May compuso esta canción para una misión de la NASA, revelando así su compromiso con la investigación de los astros. También lo mostró al compartir una foto de “Ultima Thule”, un elemento en proceso de investigación del “cinturón de Kuiper” que interesa al guitarrista. Pero este punto pocas veces abordado en la vida del autor del riff de “We are the champions” fue descubierto con la noticia dada por la Unión Astronómica Internacional. Al enterarse del homenaje a Mercury en el nombre del asteroide, se animó a explicar las especificaciones de este objeto “oscuro” como un científico profesional.

Brian May.

Desde la Tierra se ve unas 10.000 veces más pálido que lo que se vería directamente. Se necesita un telescopio de alto alcance, por eso no se lo descubrió hasta 1991.

Teniendo en cuenta las teorías sobre el viaje de la luz y la detección de los astros, May dio cátedra sobre la detección del “17473”. Como informa la “BBC”, recordó sonriente que Freddie puede estar saltando por los confines más misteriosos del espacio, al igual que la estrella fugaz que describía en “Don’t stop me now”. De este modo, cambió de opinión sobre esta canción que tantas señales de alarma le despertaron en su momento. La veía como una “expresión hedonista” algo peligrosa, que daba cuenta de los excesos y adicciones que comenzaba a tener el vocalista de Queen. Pero reconoce que si bien no causó impacto en sus inicios, la popularidad adquirida con el paso de los años dan cuenta que fue un verdadero acierto.

Otras Noticias