INFANTA CRISTINA

La nueva puerta que se abre para la Infanta Cristina: recupera la balear y se acerca al Rey Felipe

Desde su separación de Urdangarin, todos apuestan a un acercamiento inminente entre los hermanos.
domingo, 7 de agosto de 2022 · 13:39

De hermanos incondicionales e inseparables a perfectos desconocidos, ha sido el triste devenir para el Rey Felipe y la Infanta Cristina luego del estallido del caso Nóos en 2011, que sepultó su relación en 2015 de forma casi definitiva cuando el Monarca decidió remover a su hermana el título de Duquesa de Palma. Desde allí intentaron durante años no coincidir en lo institucional y ni siquiera en la familiar trayendo como inevitable consecuencia las respectivas distancias entre sus hijos en trato y comunicación aunque el cariño permanezca latente.

El Rey Felipe y la Infanta Cristina. Fuente: (Foto de archivo).

Pero tal como lo recoge la revista ¡Hola! después de casi una década de distanciamientos, es posible que entre la Infanta Cristina y el Rey Felipe haya una mínima luz esperanzadora hacia el camino de la reconciliación, ahora que ciertos datos han salido a la luz en las últimas semanas y que distan del comportamiento ya normalizado en estos tristes años para la familia Borbón. El regreso de la aristócrata a Palma de Mallorca después de una década de ausencia, con estancia de tres días en Marivent y una reunión que la agrupó con el Rey Felipe, la Reina Sofía y su hermana, la Infanta Elena, parece un claro indicio de que hay una atmósfera más respirable entre el seno familiar.

Además, se ha extendido que las reuniones entre el clan familiar no se han limitado a esta conocida cumbre familiar en suelo balear. El Jefe de Estado y su relativa ya se habrían reunido varias veces en Madrid, antesala que facilitó su posterior encuentro en Mallorca, para la mayor felicidad de la Reina Sofía.

Después de 10 años, la balear recupera a su exduquesa y ojito derecho. Fuente: (Instagram).

Según informaciones obtenidas desde su círculo más cercano, la Infanta Cristina no tenía prevista siquiera la idea de pasar algunos días en la residencia real veraniega, pero su situación actual después de su separación de Iñaki Urdangarin le permitió improvisar un poco y la insistencia de su madre también hizo lo propio para facilitar su decisión. Una que por cierto, le ha beneficiado mucho anímicamente.

A la Infanta Cristina no le concedieron el ducado de Palma por obra de la causalidad. Para ella, la paradisíaca isla fue su lugar favorito en el mundo durante muchos años, luego enturbiado por su imputación en el triste caso Nóos. Aunque no hay posibilidad de que vuelva a recuperarlo, para ella, sus pasos tímidos en dirección hacia el Rey Felipe suponen una apertura mucho más importante. ¿Los veremos nuevamente en público en el corto plazo? Es una opción viable pero habrá que esperar para verlo con nuestros propios ojos.

Otras Noticias